Mundo

Joe Biden da un plazo de 90 días para investigar el origen del Covid-19 

La teoría de un accidente de laboratorio en Wuhan, China, vuelve a aparecer en el debate estadounidense.

El presidente Joe Biden pidió el miércoles a los funcionarios de inteligencia de Estados Unidos que «reúnan y analicen las pruebas que puedan acercarnos a una conclusión definitiva» en un plazo de 90 días.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, pidió el miércoles 26 de mayo que los servicios de inteligencia estadounidenses «redoblen sus esfuerzos» para explicar el origen del Covid-19, lamentando una vez más la falta de cooperación y transparencia por parte de Pekín.

La teoría de un accidente de laboratorio en la ciudad de Wuhan (provincia de Hubei, en el centro de China), descartada durante mucho tiempo por la mayoría de los expertos, ha vuelto a cobrar fuerza en las últimas semanas en el debate estadounidense. En la comunidad científica crecen los llamamientos a una mayor investigación.

Los trabajos del gobierno estadounidense, que se centran en dos hipótesis -el origen animal o una fuga de laboratorio-, no han arrojado ninguna conclusión hasta la fecha.

Ultimátum de 90 días

El ocupante de la Casa Blanca especificó que esperaba conclusiones en un plazo de 90 días. También quiere una lista de «preguntas específicas» que deben hacerse a China.

En concreto, ¿cómo piensa mover las líneas en este asunto que lleva meses congelado? ¿Planteará la cuestión directamente a su homólogo chino Xi Jinping? ¿Qué tácticas de presión está dispuesto a utilizar? Al ser interrogada durante la rueda de prensa diaria de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, portavoz del Ejecutivo estadounidense, se mantuvo evasiva y se limitó a recordar el plazo de 90 días. «China debe hacer más», repitió.

«Teorías de la conspiración»

Pekín siempre ha rechazado ferozmente la teoría de que el Covid-19 podría haber escapado de uno de sus laboratorios. La Embajada de China en Estados Unidos dijo el jueves que politizar los orígenes del Covid-19 obstaculizaría las investigaciones. China apoya «un estudio exhaustivo de todos los primeros casos de Covid-19 descubiertos en el mundo y una investigación exhaustiva de ciertas bases secretas y laboratorios biológicos en todo el mundo», dijo la embajada en declaraciones atribuidas a un portavoz y publicadas en su sitio web.

En el texto, el presidente estadounidense dijo que la imposibilidad de que las autoridades sanitarias estadounidenses visitaran China a principios de 2020 «seguirá impidiendo cualquier investigación sobre el origen del Covid-19».

A pesar de ello, pide un cambio de postura a la segunda potencia mundial. «Estados Unidos seguirá trabajando con nuestros socios de todo el mundo para presionar a China para que participe en una investigación internacional completa, transparente y basada en pruebas».

También puede interesarle leer: Covid-19: Temor a una tercera ola en Brasil con más de 450.000 muertos