Colombia

Matador, famoso caricaturista de ‘El Tiempo’, es suspendido por agredir a su esposa

“Yo le decía que no me pegara y él me decía que me callara, que yo no tenía derecho a hablar, que yo era una perra”

El Tiempo, periódico en el que el caricaturista ‘Matador’ publica su trabajo, tomó la decisión de suspender su participación en el medio, teniendo en cuenta que ellos han liderado, por años, la campaña «No es hora de callar», en la cual han evidenciado la gravedad de los casos que viven a diario cientos de mujeres en el país.

“Silenciarse frente a estos hechos es legitimar los comportamientos violentos que nos impiden alcanzar la equidad que la sociedad hoy demanda”, puntualizó El Tiempo a través de un comunicado. Donde también explicaron que cada día, a próximamente 265 mujeres son víctimas de hechos lamentables relacionados con la violencia.

El acto de violencia de género perpetrado por ‘Matador’, se dio a conocer luego de que el abogado Abelardo de la Espriella, enviara una carta dirigida al director del periódico, Andrés Mompotes. En dicha carta, pidió el retiro del caricaturista del diario, ya que en el año 2013 “golpeó y violentó a su señora esposa”. El abogado hizo pública la denuncia que la mujer había puesto en su momento ante las autoridades.

Matador, quien en realidad se llama Julio Cesar González, fue capturado debido a este hecho el 23 de agosto del año 2013. El caso fue atendido por la patrulla del cuadrante 18 de la ciudad de Pereira.

“Se encontraba ingiriendo bebidas alcohólicas”

Por su parte, Alejandra María Valencia, inició su relato asegurando que el caricaturista «se encontraba ingiriendo bebidas alcohólicas, como es de su costumbre. Empezó a decirme que habláramos porque, según él, yo tenía otra persona”.

Valencia asegura que tenía claro que no iba a discutir con una persona ebria, por lo que simplemente le dijo que la dejara dormir tranquila. Sin embargo, Matador reaccionó de manera violenta contra ella, cogió las llaves del carro y amenazó con irse de la casa. En ese momento, Valencia se preocupó debido a que en otra oportunidad él había salido borracho ocasionando daños en una unidad residencial.

Empezaron a forcejear hasta que el caricaturista tomó el bolso de ella y le regó las cosas por toda la casa. Según Alejandra, cuando ella se fue para la habitación, Julio Cesar le “pegó una cachetada y me apretaba el cuello. Yo le decía que no me pegara y él me decía que me callara, que yo no tenía derecho a hablar, que yo era una perra”.

Cuando la mujer amenazó con llamar a la policía, González arremetió contra ella y le dio una fuerte patada. “Me decía ‘que perra, que zorra’”, asegura María. Debido a la violencia que estaba viviendo en ese momento, se encerró en el baño, llamó a la policía y a su suegra. Todos llegaron a auxiliarla y la acompañaron a una sede de la Fiscalía donde contó los hechos.

Durante el interrogatorio, Valencia aseguró que no quería una indemnización monetaria por lo que acababa de vivir, ni afectar jurídicamente a Julio Cesar, en aquel momento, ella simplemente quería que “no me vuelva a maltratar y que con esto tome conciencia y pida ayuda para el problema de alcoholismo que tiene”.

Lee también:
Daniela López González