¿Alguna información? ¿Necesitas contactar al equipo editorial? Envía tus correos electrónicos a [email protected] o ve a nuestro formulario.
Colombia

Supuestos miembros de las disidencias terminaron siendo soldados que hostigaron a una población

Ocurrió en el departamento de Córdoba

Suscribite a nuestro canal para recibir toda la información
Suscribite a nuestro canal para recibir toda la información

En el municipio de Tierralta-Córdoba supuestos miembros de las disidencias de las FARC llegaron hasta la zona rural y hostigaron a la población portando armar largas, sin importar que hubiese niños en la escena e incluso bebes recién nacidos.

Algunas de las víctimas pudieron grabar el inquietante momento, y en el video se aprecia que los hombres con traje camuflado se identifican como disidentes. De allí nació la información equivocada en la que incluso cayó el propio gobernador, Orlando Benítez. 

«Rechazamos en Córdoba el constreñimiento a la población por parte de los actores ilegales autodenominados como 5to frente de FARC. Exigimos al Gobierno Nacional plenas garantías para nuestro territorio en el marco de la estrategia de la Paz total. Siempre he defendido la posición que se debe propender por La Paz pero con total acompañamiento de la institucionalidad por la seguridad, libertad, orden y convivencia», escribió inicialmente el mandatario en su cuenta de X (antiguo Twitter).

No eran disidencias sino soldados

La sorpresa llegó cuando el mismo Ejército Nacional emitió un comunicado para dar a conocer que no se trató de supuestos miembros de las disidencias de la guerrilla, sino realmente de soldados de la institución, a quienes pudieron identificar por los fusiles que portaban.

«Una vez hacen presencia las tropas en terreno, se pudo evidenciar que posiblemente soldados del Batallón de Infantería N.33 “Batalla de Junín”, de la Décima Primera Brigada, estarían inmersos en un posible acto de violencia contra la población civil y sujetos de especial protección constitucional», se lee en el texto oficial.

Del mismo modo se dio a conocer que tras el hecho, «se desplazó una comisión inspectora, y ya se encuentra en el lugar de los hechos verificando los procesos y procedimientos efectuados por parte de la unidad militar. De la misma manera se dio aviso a las autoridades competentes y se iniciará la Indagación disciplinaria correspondiente, de conformidad con los parámetros establecidos en la Ley 1862 de 2017».

El gobernador Benítez se pronunció al respecto y dijo lo siguiente: «¿Por qué lo hicieron? ¿Quién dio las órdenes? ¿Con qué fin? ¿Quiénes son realmente? Enorme daño a la imagen de la fuerza pública, a la institucionalidad y a los anhelos de paz territorial».

Lee también:
Víctor Castro Gutierrez
Suscribite a nuestro canal para recibir toda la información