¿Alguna información? ¿Necesitas contactar al equipo editorial? Envía tus correos electrónicos a [email protected] o ve a nuestro formulario.
Mundo

Devastador incendio en hogar para ancianos

El más letal en la capital de China en más de dos décadas

Suscribite a nuestro canal para recibir toda la información

El hospital de Beijing se daba a conocer como un centro especializado en tratar tumores vasculares. Sin embargo, durante el incendio devastador que se registró el mes pasado, cobrando la vida de al menos 29 personas, se descubrió que muchas de las víctimas se encontraban allí por otros motivos.

Se trata de personas mayores con discapacidades que requerían cuidados. Algunas de ellas, habían permanecido en el hospital privado durante meses e incluso años, a pesar de que este no contaba con la licencia adecuada para brindar atención geriátrica a largo plazo.

El trágico suceso ocurrido en el Hospital Changfeng, el cual ha sido el incendio más letal en la capital de China en más de dos décadas, ha vuelto a poner de relieve un problema de larga data. La población china está envejeciendo rápidamente y se prevé que para el año 2040, aproximadamente 400 millones de personas, es decir, casi el 30 por ciento de la población, tendrán más de 60 años.

Precariedad en recursos

Sin embargo, los recursos médicos no han crecido al mismo ritmo. Según estadísticas oficiales, a finales de 2020 solo había alrededor de 8 millones de camas disponibles en asilos o residencias de ancianos. Las autoridades han admitido la necesidad apremiante, y Beijing ha prometido incrementar esa cantidad a 9 millones de camas para el año 2025.

En una sociedad que pone énfasis en la responsabilidad filial de cuidar a los padres, todavía existen amplias percepciones negativas hacia los hogares de ancianos. A pesar de ello, los centros públicos tienen listas de espera considerablemente largas y los privados suelen tener costos excesivamente elevados.

Según los expertos, otro desafío surge en relación con la obtención de los permisos necesarios para las instalaciones, un procedimiento complejo debido a las exigencias burocráticas y la falta de personal cualificado. Como consecuencia, algunas empresas privadas que buscan atender la creciente demanda de servicios de atención operan en secreto.

Actualmente, las autoridades locales están llevando a cabo una investigación para determinar si el Hospital Changfeng estaba proporcionando atención geriátrica a largo plazo de manera ilegal. Algunas personas que lograron escapar del incendio afirmaron a los medios de comunicación chinos que la falta de movilidad de ciertos pacientes podría haber sido un factor que contribuyó al elevado número de fallecidos.

Lee también:
Daniela López González