Mundo

Yonaguni, una misteriosa “ciudad” bajo el mar de Japón

El mar de Japón esconde una misteriosa construcción de años de antigüedad. Los científicos siguen debatiendo su origen.

Durante varios siglos, permaneció sumergida, desconocida para todos. Hasta que un buzo local descubrió esta misteriosa pirámide en 1985. A tan sólo 30 m de profundidad, frente a una isla japonesa, en el extremo sur del País del Sol Naciente, Kihachiro Aratake se encontró de repente ante una estructura de plataformas, escalones angulares y paredes lisas, de casi 70 m de longitud. Un OVNI submarino de piedra arenisca, cuyo origen sigue siendo desconocido, y que ha sido objeto de disputa entre los científicos durante treinta años.

Para Masaaki Kimura, profesor de la Universidad de Ryukyu, en la isla de Okinawa, no hay duda: lo que el arqueólogo llama la «Atlántida de Japón» es fruto de la mano del hombre, los restos de una ciudad hundida de una civilización mítica, «Mu», que desapareció hace siglos en las aguas del Pacífico… La prueba: las ruinas de una puerta abovedada, así como un camino circular en la periferia del complejo. Un terremoto habría hundido el edificio en el abismo hace 10.000 años… o 2.000, las teorías del profesor evolucionan con el tiempo.

Para otros científicos, como el geólogo Robert M. Schoch, profesor de la Universidad de Boston (Estados Unidos), Yonaguni es obra de la naturaleza. El especialista se formó su opinión tras cuatro expediciones científicas al lugar entre 1997 y 2013. «Estoy convencido de que estos escalones y terrazas se formaron por la erosión, consecuencia de la acción de las olas y las mareas, tanto en la superficie como bajo el agua», dice el profesor, dando como prueba el hecho de que el edificio está hecho de un solo bloque.

Por lo tanto, el misterio sigue siendo este monumento submarino que atrae a cientos de buceadores experimentados cada año.

Puede leer más artículos AQUÍ