Colombia

Mujer fue capturada con 130 ranas venenosas en el Aeropuerto el Dorado

En el aeropuerto El Dorado, las autoridades lograron capturar a una mujer que intentaba sacar del país 130 ejemplares de la rana arlequín venenosa, una especie considerada una de las más mortales del mundo y en peligro de extinción. Este caso ha puesto en evidencia la lucha contra el tráfico ilegal de animales y la importancia de la protección de la fauna silvestre.

La captura de la mujer se llevó a cabo gracias al monitoreo constante realizado en el aeropuerto El Dorado. Los agentes de la Estación de Policía del Aeropuerto realizaron una requisa en el equipaje de la ciudadana y encontraron 130 frascos con especies de Oophaga Histrionica, comúnmente conocidas como ‘Ranas Arlequín Venenosas’. Estos anfibios, originarios de Colombia, iban a ser transportados por la mujer hacia la ciudad de São Paulo, con una escala en Panamá.

Las autoridades destacaron que esta especie en peligro de extinción es altamente demandada en los mercados ilegales internacionales, principalmente por coleccionistas dispuestos a pagar hasta mil dólares por cada rana. La belleza exótica y rareza de estas ranas, únicas en Colombia y que habitan en los bosques tropicales húmedos de la región del Pacífico, son algunos de los factores que alimentan su comercialización.

La mujer detenida, de 37 años y nacionalidad brasileña, afirmó que las especies le habían sido entregadas como un obsequio de las comunidades étnicas de Nariño. Sin embargo, debido a la cantidad de especies transportadas y al daño considerable al ecosistema, se inició el proceso de judicialización por el delito de tráfico de fauna.

Además, se descubrió que las ranas se encontraban en un estado de salud precario. Según la Seccional de Carabineros y Protección Ambiental, presentaban síntomas de asfixia y estaban a pocas horas de morir. Por esta razón, las especies fueron entregadas a la Secretaría Distrital de Ambiente de Bogotá, para su posterior valoración e hidratación en el Centro de Atención y Valoración de Flora y Fauna Silvestre.

El mercado ilegal de la rana arlequín venenosa

La rana arlequín venenosa, también conocida como rana dardo venenosa, es una especie nativa de Colombia que se encuentra en grave peligro de extinción. Su alto valor en el mercado ilegal se debe a su belleza exótica y a la potencia de su veneno, el cual puede ser mortal para los seres humanos. Los coleccionistas de fauna ilegal están dispuestos a pagar grandes sumas de dinero por estos anfibios, lo que ha incentivado su tráfico y ha contribuido a su disminución en la naturaleza.

Según las autoridades, esta especie es apetecida principalmente en los mercados internacionales, donde los coleccionistas están dispuestos a pagar hasta mil dólares por cada rana. La rareza de esta especie, su procedencia colombiana y su hábitat natural en los bosques tropicales húmedos de la región del Pacífico, la convierten en un objeto de deseo para aquellos que buscan poseer especies únicas y exóticas.

El impacto del tráfico de fauna en los ecosistemas

El tráfico de fauna tiene graves consecuencias para los ecosistemas y la biodiversidad. La extracción de animales silvestres de su hábitat natural puede afectar el equilibrio de los ecosistemas y poner en peligro a otras especies que dependen de ellos. Además, el transporte y la comercialización ilegal de animales puede propagar enfermedades y parásitos, amenazando la salud de las poblaciones naturales y la biodiversidad en general.

En el caso de la rana arlequín venenosa, su extracción de los bosques tropicales húmedos de la región del Pacífico para ser vendida en el mercado ilegal tiene un impacto directo en su supervivencia. El tráfico de esta especie contribuye a su disminución en la naturaleza y pone en peligro su existencia a largo plazo.

Lee también:
James García Rodríguez
Últimas entradas de James García Rodríguez (ver todo)