¿Alguna información? ¿Necesitas contactar al equipo editorial? Envía tus correos electrónicos a [email protected] o ve a nuestro formulario.
Estilo de vidaSalud

¿Cuáles son los síntomas del cáncer colorrectal?

El cáncer colorrectal es una enfermedad que afecta a una parte importante de la población mundial, ya que es una de las principales causas de muerte por cáncer en todo el mundo.

Suscribite a nuestro canal para recibir toda la información
Suscribite a nuestro canal para recibir toda la información

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada año se diagnostican más de un millón de nuevos casos en todo el mundo, y se espera que esta cifra siga aumentando en los próximos años.

El cáncer colorrectal es un tipo de cáncer que se origina en las células del colon o del recto. Estas células pueden comenzar a crecer y dividirse de manera anormal y descontrolada, lo que puede llevar a la formación de tumores. A medida que los tumores crecen, pueden invadir el tejido circundante y, en algunos casos, diseminarse a otras partes del cuerpo.

Uno de los mayores desafíos en el diagnóstico del cáncer colorrectal es que los síntomas pueden ser muy leves o incluso no presentarse en absoluto en las etapas iniciales de la enfermedad. Como resultado, muchas personas pueden tener cáncer colorrectal sin saberlo. Por lo tanto, es importante conocer los síntomas del cáncer colorrectal y buscar atención médica si se presentan.

Algunos de los síntomas más comunes del cáncer colorrectal son:

  • Cambios en los hábitos intestinales: Esto puede incluir diarrea, estreñimiento o una sensación de que los intestinos no se vacían completamente.
  • Sangrado rectal: Esto puede ser visible en el papel higiénico o en las heces, o puede manifestarse como sangre oscura en las heces.
  • Dolor abdominal: Esto puede ser un dolor constante o intermitente que se presenta en la parte inferior del abdomen.
  • Pérdida de peso inexplicable: Esto puede deberse a la falta de apetito o a la dificultad para comer debido al dolor abdominal.
  • Fatiga: Esto puede ser un síntoma temprano del cáncer colorrectal, y puede ser un signo de anemia causada por la pérdida de sangre.

Es importante tener en cuenta que estos síntomas pueden ser causados por otras afecciones, y que la presencia de uno o varios de estos síntomas no significa necesariamente que se tenga cáncer colorrectal. Sin embargo, si se presentan estos síntomas, es importante buscar atención médica para descartar la presencia de cáncer colorrectal u otras afecciones.

Además de prestar atención a los síntomas, hay algunas pruebas que pueden ayudar en el diagnóstico del cáncer colorrectal. La colonoscopia es una prueba en la que se inserta un tubo delgado con una cámara en el extremo a través del recto y se examina el colon y el recto. Si se detecta un tumor o pólipo sospechoso, se puede tomar una biopsia para determinar si es canceroso. Otras pruebas incluyen la sigmoidoscopia, la prueba de sangre oculta en heces y la tomografía computarizada (TC) del abdomen y la pelvis.

Es importante destacar que la prevención del cáncer colorrectal es fundamental para evitar su aparición. La detección temprana de la enfermedad es crucial para su tratamiento y cura. Por eso, se recomienda realizar pruebas de detección regulares a partir de los 50 años, o antes si se tiene antecedentes familiares de cáncer colorrectal. También se debe tener en cuenta que llevar una dieta saludable, realizar actividad física regularmente y evitar el consumo de tabaco y alcohol son hábitos importantes para reducir el riesgo de padecer esta enfermedad.

En resumen, el cáncer colorrectal es una enfermedad potencialmente mortal que puede presentarse sin síntomas en las etapas iniciales. Por lo tanto, es importante prestar atención a los síntomas y buscar atención médica si se presentan. Si se detecta temprano, el cáncer colorrectal es tratable y puede curarse en muchos casos. Por lo tanto, es importante hacerse pruebas de detección regulares a medida que se envejece o si se tiene un mayor riesgo de cáncer colorrectal debido a antecedentes familiares o personales de pólipos o cáncer colorrectal.

¿Le resultó útil este artículo?
Lee también:
Maria G.
Suscribite a nuestro canal para recibir toda la información